Modelo para interpretar los sistemas materiales

 Modelo para interpretar los sistemas materiales

Teresa Pigrau. Neus Sanmartí

En este apartado se hace una propuesta orientativa de programación en torno al estudio de los «Sistemas materiales» en la etapa de infantil y primaria. Es exhaustiva para que la escuela pueda decidir cómo distribuye los contenidos a lo largo de los ciclos y cursos y cada maestro pueda escoger lo que trabaja y en qué nivel de profundización en función de las características e intereses de su alumnado.

Profundización en las ideas básicas y en las "buenas preguntas"
Para descargar los contenidos en formato PDF

Clicad sobre la icona para descargar y/o imprimir los contenidos de este apartado en formato PDF.

 Red sistémica para analizar las ideas sobre la interpretación de los cambios de estado en base a la teoría corpuscular de la materia.

 Fuente: Escuelas experimentales LOGSE, 7º EGB y 1º ESO

   Los alumnos han dibujado cómo se imaginan el agua en su interior (la distribución de las partículas) en los tres estados. La representaciones son muy variadas pero se puede identificar cuáles son las características representadas. Cada alumno puede analizar su dibujo y también el de sus compañeros y reconocer las que no ha tenido en cuenta y puede mejorar.

Dibujos de los alumnos

 

Para analizar las ideas que expresan se puede utilizar esta red sistémica:

Narraciones, historias y cuentos

Narraciones, historias y cuentos

Una narración, historia o cuento expresa una manera de pensar y una estructura para organizar el propio conocimiento. Supone organizar de manera secuenciada una serie de eventos que están relacionados entre ellos, a fin de resolver alguna duda, responder a una pregunta o replantear alguna idea. También conlleva hacer una valoración implícita de los acontecimientos o de su interpretación.

De hecho, una explicación científica se puede entender como la narración de una historia. Ogborn et al. (1998) ponen como ejemplo la respuesta a la pregunta: «¿por qué llueve?» y nos muestran que para responderla hay que contar una historia que tiene unos protagonistas (aire húmedo, frentes fríos y cálidos, presión atmosférica …). Estos protagonistas pasan por eventos que tienen lugar en el espacio y en el tiempo, y que se deben a unas causas. Al final, el desenlace es la lluvia.

Ogborn, J., Kress, G.; Martins, I.;  Mcgillicudy, K. (1998). Formas de explicar: La Enseñanza de las ciencias en secundaria. Madrid: Aula XXI/ Santillana

Un ejemplo de elaboración conjunta que ha llevado a la regulación de las aportaciones individuales de puede encontrar en el siguiente vídeo:

¿Cuándo?

El alumnado de las etapas iniciales puede hacer pequeñas narra-ciones orales, estimulan-do la construcción de frases para que cada una recoja una idea-clave en función de la estructura de la propia narración. Poco a poco, las narra-ciones pueden ganar en complejidad y se puede pasar al len-guaje escrito.

¿Cómo?

Ejemplos de narraciones que pueden servir para ‘inspirar’ producciones del alumnado se pueden encontrar en el siguiente enlace.

A veces la narración puede tener formato de historia o de cuento. Éstos pueden ser elaborados individualmente, en equipo o con todo el grupo clase.

Traducción: «Fase de exploración. Representa aguas subterráneas pero no la idea del ciclo»